miércoles, 29 de julio de 2009

ENTREVISTA A ANGELICA FUENTES TELLEZ

ANGELICA FUENTES Fuente: Mujer Ejecutiva

ENTREVISTA A ANGELICA FUENTES TELLEZ

Siempre a Ganar

De ser ‘la reina del gas’ pasó a ser ‘la reina de los nutricionales’. De Grupo Imperial a Omnilife-Chivas, con un breve intermedio para impulsar dos negocios personales, Angélica sabe cómo incrementar la productividad, elevar las ganancias y lo mejor, dejar el proteccionismo familiar de las empresas para institucionalizarlas y lanzarlas a la conquista de nuevos mercados

Su voz transmite autoridad, es segura en su actuar y sus decisiones son firmes. Angélica no niega su temperamento norteño, franco y directo al hablar. Nacida en Ciudad Juárez, Chihuahua, ha sido una de las mexicanas que hoy son referente de la presencia femenina en el mundo laboral y gran parte de su reconocimiento se debe a los exitosos procesos de institucionalización que llevó a cabo en Grupo Imperial, la empresa familiar donde se formó como mujer de negocios, y recientemente en Omnilife, donde en año y medio ha incrementado la productividad del consorcio en 30 por ciento.

Durante su gestión como directora general en la gasera, el cual ocupó desde los 29 años, y después como presidenta del consejo, conoció la época de bonanza, que aún hoy se mantiene en la región norte de México. Sin embargo, las glorias pasadas no la retuvieron más tiempo del debido, y hace cuatro años, renunció a su cargo para emprender nuevos proyectos en giros totalmente distintos al sector energético.

“En la vida tenemos que saber disfrutar y dejar el espacio cuando ya corresponde estar en otro, creo que cuando sigues anhelando algo del pasado es porque no culminaste o cerraste ese círculo. En Grupo Imperial no me faltó nada. Hice hasta donde me correspondía”, nos cuenta en sus oficinas de Guadalajara, donde en un ambiente tranquilo, rodeado de flores, plantas y canales de agua, tiene su oficina.

“Después de mi renuncia estuve dos años con dos empresas personales que siguen creciendo, una se dedica a dar microfinanciamiento y otra es una sociedad con unos arquitectos para desarrollar proyectos inmobiliarios en el Distrito Federal, Veracruz y Ciudad Juárez”, agrega. Es una mujer de resultados comprobados y ese fue el principal activo que Jorge Vergara, propietario de Omnilife, valoró en ella al momento de hacerle la invitación para dirigir su empresa.

Hoy comparten mucho más que las oficinas contiguas, a punto de cumplir un año de casados, es difícil que uno hable sin mencionar al otro. Reinventada por completo, con una vida provincial al mejor estilo tapatío, con nuevas metas y ambiciones, Angélica, a sus 46 años, asegura estar en el mejor momento de su vida.

• ¿En qué ha residido el éxito de Omnilife?
Creo que Omnilife siempre ha sabido sortear las crisis, porque en estos momentos es cuando más ha salido adelante. Esta empresa tiene una gran ventaja, le permite tener autoempleo a toda la gente que se suma como distribuidor mercantil independiente, y esto les brinda la posibilidad de tener su propio negocio y convertirse en empresarios. Aquí es muy importante señalar que cada quien decide cuánto requiere, cuánto necesita y en esa medida menudea o se forma como distribuidor.

Y también generamos otra cosa muy importante: todos los productos son nutricionales, por lo que además de un beneficio también proporcionamos un bienestar físico. Entonces tenemos estas dos áreas: salud y dinero, con autoempleo, que ha sido la base del éxito de Omnilife.

• En la actual coyuntura, ¿cuáles son los planes y estrategias con las que piensas hacerle frente a la crisis mundial?
Hay para mí tres vertientes principales de cómo he visto el negocio desde que llegué y ahora con la crisis mundial. Primero analizo qué es para mí lo más importante, y luego qué es lo más necesario y al final qué es lo más urgente. Lo más importante es seguir los planes que Jorge Vergara ha trazado para la empresa, ver a dónde quiere dirigir los destinos del negocio y hacia allá vamos.

Lo más necesario –y es para lo que me invitó– es la reestructura de la empresa e institucionalizarla, porque comenzó como una empresa familiar y ha crecido tan rápido, que las bases deben solidificarse como es debido, porque Omnilife es una empresa de talla internacional, que no podía seguir siendo familiar.

Es cuando Jorge decide darle un giro y me invita, al saber de mi trayectoria y resultados probados, a dar este gran paso y emprender esta transformación. Lo urgente es saber cómo vamos a llevar la empresa en estos tiempos de crisis y lo que estamos haciendo es trazar planes muy específicos, bien diseñados y sobre todo, dándoles el seguimiento que requieren a partir de la tecnología que ya veníamos incorporando. Lo más importante, para mí, es tener las cabezas idóneas, gente preparada con capacitación al máximo para obtener los resultados esperados.

• ¿Cuál es tu expectativa de crecimiento para este año?
No te puedo decir que tenemos un porcentaje definido porque Omnilife, en tiempos de crisis, suele crecer de manera exponencial. Lo que sí puedo decir es que mínimo vamos a mantener las ventas que registramos en 2008, y que a su vez estuvieron arriba que las de 2007.

Considero que en esta época de crisis, con tanta gente que se ha sumado como distribuidor mercantil independiente y aunado al lanzamiento de dos líneas extraordinarias, Kenya Cosmética, con nuevos productos, de mayor calidad y más actuales; y Angelíssima, línea de faciales y corporales orgánicos, basados en las propiedades de los nutricionales, más las dos recién presentadas fragancias, estoy segura que todo va a incidir en un incremento en las ventas del presente año.

• ¿Por qué apostarle a las líneas de cosméticos y belleza?
La línea de cosméticos ya existía pero no estaba bien atendida, así que le dimos un nuevo look, con una gama enriquecida de productos. En lo personal, le decía a Jorge cuando abrimos las líneas de cuidado facial, que las mujeres siempre traemos un lipstick, un brillo de labios y un rubor. Así que estoy convencida que la cosmética a nivel mundial es algo que siempre estará presente y nunca se va a acabar.

Por otra parte, me parece algo muy positivo, no es una estrategia de crisis, el proyecto venía de tiempo atrás. Hasta ahora, los productos han encantado.

• ¿Te imaginaste en algún momento estar diseñando estos productos?
No, jamás. Pero te voy a decir algo, cuando tenía como 20 años, en una entrevista me preguntaron que si sabía a qué había venido a este mundo. En aquel entonces me quedó clarísimo y no me equivoqué al contestar que yo estaba aquí, al igual que otras mujeres, para abrirles camino a muchas otras congéneres que venían detrás de mí. Si en este andar que está lleno de ramas y rocas, yo podía quitarles al menos una sola piedra y hacer a un lado una sola rama, me daba por bien servida, porque las que vienen detrás ya no tendrán que tropezar con esto.

En aquel entonces creía que iba a ser desde el sector energético, porque hay poca presencia femenina, pero cuando llegué a Omnilife y Jorge me motiva a dar pláticas a las mujeres, me doy cuenta que no estaba equivocada en mi respuesta, aunque erraba el lugar . Ahora me queda claro que era aquí, donde casi el 55% de los distribuidores son mujeres y necesitan apoyo, que les digamos que sí pueden salir adelante.

• ¿Cuál es tu meta como directora de Omnilife?
Seguir consolidando la empresa, que siga creciendo, llevar a más rincones la posibilidad de tener salud a través del autoempleo que genera Omnilife. Y algo muy importante que comparto de la filosofía de Jorge, es la posibilidad real que le damos a la gente a través de Omnilife para empoderarla, sobre todo porque trabajamos con la base de las pirámides de todos los países, porque le damos una oportunidad a un gran número de gente que nadie voltea a ver.

Empoderar a esas masas para tener una mejor calidad y nivel de vida con una posibilidad de crecer como seres humanos, porque lo hacemos a través de escuelas. Incidimos en ellos para que además de tener dinero y salud, se preparen como mejores seres humanos.

• ¿Qué necesita una mujer para abrirse camino en los negocios?
Lo más importante es creer en una misma, tenerte confianza y saber que cuentas con los elementos en ti para poder salir adelante. Nunca competir en contra ni de hombres ni de mujeres. En lo personal, aprendí a no competir con hombres en el sector energético, porque al final del día, entendí que lo mejor era trabajar brazo con brazo. Para mí, la única persona con la que tengo que competir se llama Angélica; compito conmigo misma, debo concentrarme mucho en el trabajo para alcanzar las metas que busco en mi vida.

• ¿Qué rodea la vida de Angélica Fuentes, que por mucho tiempo ha ocupado las esferas del poder?
Trabajo, trabajo, trabajo, siempre ha habido mucho trabajo. En Grupo Imperial tuve muchas satisfacciones, que hoy sigo cosechando; logré éxito al alcanzar las metas con resultados positivos, que también tengo aquí. Fue y sigue siendo muy satisfactorio aun y cuando estoy en otra etapa de mi vida empresarial. Fue mucho trabajo, constancia y disciplina.

• ¿Sentiste soledad cuando dirigías Grupo Imperial?
¡Por supuesto! A veces puedes sentir algo de soledad. ¿Quién no la ha sentido? Creo que todos en algún momento la hemos vivido. Lo importante es saber balancear la parte de trabajo con la personal. Tengo una filosofía muy importante: en la vida si no sientes el frío a veces, nunca vas a saber lo que es el calor. El yin yang es para mí muy importante, tienes que estar en un lugar para entender o disfrutar el otro.


• Podemos imaginar y creer que llegar a esos niveles de poder es disfrutar de la miel sobre las hojuelas, ¿es así, o a qué precio se llega a ese nivel de crecimiento?
No estaría dispuesta a pagar ningún precio para estar en algún lugar en la vida. Para mí es muy importante divertirme en mi trabajo y no trabajar para poder divertirme. Entonces, he disfrutado todo lo que he hecho porque he decidido estar donde hay un reto, al aplicar mis conocimientos y experiencia puedo lograr algo positivo no nada más para mí, si no para la empresa y lo que genera.

Empecé a los 11 años a trabajar, comencé en una gasolinera y lo hice por tres años; después fui secretaria de los gerentes de área de grupo, auxiliar contable y luego tuve a mi cargo a varios contadores. Más adelante, fui gerente de una planta en Estados Unidos donde empecé de cero, con tenis y cachucha manejaba los camiones y pipas de gas. Luego mi papá me invitó a dirigir Grupo Imperial.

Tuve una buena cantidad de años preparándome para dirigir el grupo. Pienso que en la vida vinimos a dos cosas: para enseñar y aprender, y cuando lo entiendes, forjas tu camino, encuentras lo que quieres para ti. En lo personal, no puedo decir que haya tenido que pagar ningún precio, he disfrutado cada etapa, algunas muy difíciles pero a partir de estrategia y trabajo en equipo, de dirigir, ser firme, usar a veces mi intuición, ha habido cosas extraordinarias.

• ¿Cómo superas las luchas de poder?
Creo que las luchas de poder se dan en todo los ámbitos, incluida la casa, y creo que lo más importante es no entrar en esos juegos. Para mí lo importante es quitártelas y decir ‘no vale ni siquiera intentar tener eso’. Es mejor definir quién eres, tenerte total y absoluta confianza e ir hacia las metas.

• ¿Cómo describirías tu liderazgo?
Me definiría como una mujer muy directa, tenaz, trabajadora. He aprendido de todas las experiencias que he vivido y me han formado. Líderes somos todos aquellos que buscamos en la vida formar más líderes y no seguidores, es muy importante enseñar, compartir de mi trayectoria, de mis experiencias, apoyar a los demás para que puedan ir preparándose mejor.

Hacemos una pausa y justo entra a su oficina Jorge Vergara, viene de la práctica del primer equipo de las Chivas y pasa a saludarla. No pierde oportunidad para elogiar su arreglo para la sesión de fotos, intercambian algunas palabras y él se retira a su oficina. Aprovecho para conocer su faceta como mujer y aficionada –de reciente afiliación–, al fútbol, porque parte de sus responsabilidades en Omnilife está administrar el Club Chivas.

• ¿Cómo te sienta la vida de casada, ha sido lo que esperabas?
Estoy feliz. Los dos venimos de un divorcio. Nos casamos para formalizar ante nuestras familias y amigos nuestro amor, pero nada ha sido diferente desde que firmamos el contrato de matrimonio. Simple y sencillamente sigue nuestra vida juntos, no voy a decir que todo ha sido perfecto, porque eso no existe.
Tenemos nuestros desencuentros, pero en la medida que nos sentamos como dos adultos, con un crecimiento interno muy grande ambos, podemos llegar a conciliar y tomar decisiones juntos. Lo más importante que comparto con Jorge es que tenemos la misma meta, aún y cuando tengamos diferencias de opiniones. Estoy muy enamorada, es lo más importante, es algo muy especial sentir admiración y respeto por alguien y que sea recíproco.

• ¿Qué has aprendido de Jorge, y qué crees que ha aprendido él de ti?
De él he aprendido serenidad, porque es una persona muy ubicada; también la fuerza de la pareja, en mis pláticas digo que Jorge y yo no hacemos la ecuación uno más uno es igual a dos, sino uno más uno es igual a mil. He aprendido a compartir los éxitos, no porque antes no pudiera hacerlo, pero a diferencia de ahora, eran míos únicamente, y ahora al trabajar con Jorge, son de ambos.
Él creo que ha aprendido de mí la fuerza femenina. Que se puede tener total y absoluta confianza en otro ser humano. La disciplina y la planeación. En general compartimos mucho, Jorge tiene confianza en mis decisiones y las respeta, y yo le doy los resultados que él espera. El está tan seguro de sus talentos y yo de los míos, que no competimos; él se desarrolla en lo suyo y yo en lo mío.

• ¿Definirías tu relación laboral y personal con Jorge Vergara como de ganar-ganar?
Siempre, totalmente. Es un ganar-ganar para los dos porque nos complementamos. Trabajamos unidos, cada quien en el área donde tiene sus fortalezas. Compartimos las mismas metas, eso es muy importante, y si bien tenemos diferentes percepciones, llegamos a acuerdos, buscamos conciliar para salir adelante.

• ¿Nunca has temido involucrar tanto tu relación personal con la de trabajo?
¡Para nada! Con Jorge sigo creciendo y aprendiendo, y sé que a él conmigo le pasa igual. Es más que satisfactorio tener alguien con quien compartir lo que estás logrando y mejor aún cuando esa persona te admira y respeta. Aunado a eso, si a esa persona te liga un gran amor, no le puedes pedir más a la vida.
No le tengo miedo al futuro, estoy segura que nos va a traer más retos, nos va a fortalecer como pareja y esta meta común para tantos millones de personas, es enorme. Nos falta llegarle a toda esta gente para compartirles todo lo que a nosotros nos ha llegado en la vida.

• ¿Ha cambiado algo en el Club Chivas, desde que perteneces también a éste?
Llevo la parte operativa y administrativa de la institución, no me meto en nada del equipo. ¿Qué ha cambiado? Ahora somos más eficientes, hemos incrementado las licencias que tenemos de Chivas, cuando tomé la dirección eran 2 mil artículos con licencia y ahora son más de 2 mil 700. Hemos crecido en las tiendas Chivas, completaremos 50 en los próximos cinco años; a mi llegada había seis, ahora suman 18 puntos de venta.

• Enuméranos 3 momentos trascendentes en tu vida
El primero fue cuando en la inconsciencia de mis 11 años decidí salir a trabajar, eso me forjó en la disciplina y en el saber y conocer lo que es realmente el trabajo y darle el valor a la percepción económica. Saber lo que vale tener algo en la vida. El segundo, cuando me invita mi papá a dirigir Grupo Imperial, el reconocimiento que me da después de todos esos años de trabajo y la responsabilidad que conlleva; la confianza que pone en mí, al anticipar que lo puedo lograr.
De igual manera, representar al sector de gas natural a nivel nacional y en el Foro de Cooperación Económica Asia Pacífico (APEC) donde participé y sentí que incidí en algunos cambios en esta materia en mi país; y ahora, que estoy con Jorge y en Omnilife.

• La filosofía de Omnilife es “Gente que cuida a la gente”… ¿Tú a quién cuidas?
A Jorge, como mi marido; a Jorge, como el empresario con el que comparto día a día el quehacer de Omnilife y de Chivas; a los 3 mil 176 empleados que tiene la empresa y a los más de 4.6 millones de distribuidores porque a su vez, ellos cuidan a más gente a través de sus redes, y obviamente a mí.





KETTY GOMEZ ALARCON

DISTRIBUIDORA INDEPENDIENTE DE KENYA Y ANGELISSIMA

OMNILIFE PERU

797-6409 / 985206261 / 993982849

mardeomli@hotmail.com

1 comentarios:

ADMIRO A ESTA Sra. COMO SU APELLIDO "FUENTES"
FUENTE DE INSPIRACION PARA LOGRAR NUESTROS SUEÑOS
EN PLURAL "FUENTES" ABARCA PARA DAMAS CABALLEROS JOVENES TODOS PODEMOS LOGRAR UN MUNDO MEJOR CON LIBERTAD FINANCIERA.

Publicar un comentario